Consejos para supervisar las redes sociales de sus niños


Usar el internet y las redes sociales tienen sus beneficios, sin embargo, no están sin sus riesgos para quienes no los saben usar correctamente. Las redes sociales están en aumento y estudios recientes muestran que 22 por ciento de adolescentes entran a sus redes favoritas más de 10 veces por día, y aproximadamente 75 por ciento de estos mismos tienen un teléfono celular. Esto significa que están muy propensos a acoso cibernético (cyberbullying), depresión, exposición a contenido inapropiado y sexting. Pero antes que se asusten y prohíban todo uso de tecnología, les recuerdo que la tecnología hoy en día para nuestros hijos es un idioma necesario para su futuro. Quien no sepa utilizarlo y no entienda como funciona tendrá mucha dificultad en encontrar un trabajo en el futuro. Es por esta razón que NO podemos prohibir estas tecnologías del todo. . . pero monitorearlas si es posible y necesario.

Consejos prácticos para supervisar a sus niños:

Aprenda a usarlo usted

Cuando se trata de la seguridad de sus hijos, nadie podrá hacer un mejor trabajo que los padres. Es por esta razón que usted tiene que hacer todo lo posible para aprender por lo menos lo más básico de computadoras, teléfonos, internet y redes sociales. Si no conoce este mundo por si mismo, es muy posible que sus hijos le mientan y hagan cosas que no deben hacer. No cometa el error de tantos padres que he conocido que dicen, “yo no necesito aprender porque confío en mi hijo”, y después su hijo/a termina en la cárcel, no termina sus estudios o en casos se suicida. Los hijos Si mienten, no es un punto de confianza, es un punto de responsabilidad como padres.

Anti-Virus & Filtros

No solamente se trata de comprarles una computadora y ya. Si deciden comprarles una computadora, tableta, ipod o celular deben considerar el costo de internet, pero sobretodo el costo de comprar un buen anti-virus y programas para filtrar contenido. El anti-virus es para evitar ser hackeado y que no le roben su identidad. Y el programa para filtrar es para monitorear que contenido ve o busca su hijo. En estos puede hacer que el internet se apague automáticamente después de ciertas horas o puede bloquear pornografía o sitios no adecuados. El mejor consejo sobre estos casos es este… “NO compren estos programas piratas.” Por medio de estos programas piratas, les puede entrar un virus o les pueden robar su identidad.

Crear reglas & consecuencias

Si sus hijos tienen computadora, laptop, tableta, ipod o celular es importante crear una tabla de reglas con las consecuencias por romperlas. Por ejemplo, si tienen la regla de “no celular en la mesa cuando vamos a comer” a un lado debe decir la consecuencia de “perder el celular por 4 horas”, o algo por el estilo. Las reglas deben mostrar las consecuencias porque hace su trabajo como padres mas fácil pues de esta manera ambos padres harán lo mismo. Si no tienen las consecuencias visibles, cada padre reaccionara diferente y los hijos pronto se darán cuenta si mama o papa es más fácil de manipular.

Computadora en lugar visible

Es muy importante que la computadora del hogar este en un lugar publico como en la sala, y el monitor debe estar apuntando a un lugar donde los padres puedan verlo con facilidad. Esto NO es “espiar” en sus hijos, es “cuidar” a sus hijos. Esta debería de ser una regla y si por alguna razón o circunstancia permiten que sus hijos tengan una computadora en la habitación de sus hijos, deben poner como regla que mientras estén en la computadora la puerta NO se puede cerrar.

Limitar el uso del celular

Recuerde que un celular, ipod o tableta son como una mini-computadora y si castiga a un hijo/a quitándole la computadora, el castigo debe también quitar todo tipo de computadora, es decir, si les quita el teléfono, también debe quitarles el ipod, tableta y computadora y viceversa. Tampoco ayuda mucho decirles que dejen el celular si de ahí siguen en la computadora o en los video juegos. La regla debe ser más amplia y decir que al dejar un tipo de tecnología, todas las demás tampoco se pueden usar. Una consecuencia muy efectiva es cambiar la contraseña del wifi (internet) y solo dársela después de que terminaron con sus quehaceres. Pero para esto, usted debe saber cómo cambiar estas contraseñas.

No contestar preguntas ni participar en concursos

Es importante que usted platique con sus hijos sobre la importancia de NO aceptar a personas que no conoce como amigos, y tampoco contestar preguntas o cuestionarios que prometen premios y mucho menos ser parte de ningún concurso en-linea. Estos son los métodos que usan los hackers y depredadores sexuales para encontrar a sus próximas víctimas.

Conozca a su hijo/a

Aprenda como ver el historial de internet en la computadora de sus hijos. Es su responsabilidad entrar y ver que sitios están visitando y si encuentra alguno que no es bueno, simplemente agregue el sitio a su programa de filtración para que sea bloqueado.

¡Sea Ejemplo!

Ponga el ejemplo en su casa y también en-linea. Psicólogos dicen que los hijos adaptan la mayoría de las malas costumbres de sus padres. Si usted se la pasa tomando, en fiestas o usa el internet para desahogarse y criticar al mundo, ¿Cómo cree que su hijo va a reaccionar? Si lo ve en usted, lo vera como normal y su hijo terminara siendo una copia suya. Su sueño de darle lo mejor a sus hijos morirá porque su hijo/a no será mejor que usted, será igual que usted.

Español
Juan Carlos Garcia

por Juan Carlos Garcia

Juan Carlos trabaja en el ministerio hispano de la Sociedad Misionera de San Columbano en la oficina central de Estados Unidos. Es editor de la revista Misión Columbana y se especializa en comunicaciones, diseño, video, música, redes sociales y páginas web. Actualmente es director del coro en español en la Iglesia Holy Name de Omaha, Nebraska, en donde también trabaja con jóvenes de confirmación y aporta a familias con platicas y retiros. Está activo en la comunidad en donde trabaja con personas de diferentes credos, luchando por justicia social para hispanos, inmigrantes y refugiados en el área.

Altar de Muertos en-linea
Boletin
Suscripción a Revista