¿Pobreza en la redes sociales?


Ser pobre no solamente implica el no tener dinero pues también existe la pobreza emocional y la espiritual. Como misioneros en-línea, no se puede ignorar el hecho que el internet es la nueva periféria de pobreza en donde encontramos almas que viven en pobreza emocional y/o espiritual. Aquí algunas maneras de ver la pobreza emocional y espiritual en las redes sociales. Con la presunción y egoísmo, mostramos nuestra necesidad de ser aceptados para sentirnos bien lo cual indica una baja auto-estima disfrazada por amor propio. Y con el desahogo podemos ver cómo podemos actuar como niños al hacer daño a los demás, pero sobre todo a nosotros mismos.

Presunción

- Que no sepa tu mano derecha lo que hace la izquierda

Fotos en el gimnasio: Una foto de vez en cuando con nuestros amigos del gimnasio no es malo. Pero si solo son fotos para mostrar nuestras curvas y recibir comentarios de personas que nos dicen que bien nos vemos, pues algo está mal. Si haces ejercicio por tu salud física, entonces también pon a trabajar tu espiritualidad al no presumir tu cuerpo. Esto te da una humildad que te hace una persona más linda por dentro.

Fotos de lo que comes: Es bueno compartir convivios y comidas sencillas y humildes en agradecimiento a Dios, pero si solamente compartes esos platillos exóticos y costosos, pues eso es presumir.

Fotos en las fiestas: Compartir con la familia y amistades es bueno pero ¿qué ganas con compartir fotos o videos de ustedes emborrachándose o cantando narco-corridos? La mayoría de quienes comparten estas cosas lo hacen con el fin de mostrar al mundo que son libres, que hacen lo que quieren y que están “felices”. Pero esta no es felicidad autentica pues nada que te robe la dignidad puede traer felicidad.

Egoísmo

- No confundas el egoísmo por auto-estima

Las selfies están de moda pero analiza ¿porque es necesario que tú caigas en las modas? El compartir fotos tuyas en ángulos seductores NO ES amor propio, más bien es falta de amor propio pues te estas vendiendo como un objeto. Quien realmente se ama a sí mismo no necesita validación de los demás de lo bien que se ve.

Desahogo

- Tener dignidad es no robarle la dignidad a los demás

Hablar sobre relaciones pasadas, comenzar chismes o continuar chismes roba la dignidad de los demás. Hacer las cosas por venganza no solamente les roba la dignidad a los demás, sino que te quita la dignidad a ti mismo. No te bajes al nivel de los demás que te hicieron mal. Si tuviste un mal día en el trabajo, no uses las redes sociales para hablar mal de tu patrón ni de nadie.

Español
Juan Carlos Garcia

por Juan Carlos Garcia

Juan Carlos trabaja en el ministerio hispano de la Sociedad Misionera de San Columbano en la oficina central de Estados Unidos. Es editor de la revista Misión Columbana y se especializa en comunicaciones, diseño, video, música, redes sociales y páginas web. Actualmente es director del coro en español en la Iglesia Holy Name de Omaha, Nebraska, en donde también trabaja con jóvenes de confirmación y aporta a familias con platicas y retiros. Está activo en la comunidad en donde trabaja con personas de diferentes credos, luchando por justicia social para hispanos, inmigrantes y refugiados en el área.

Altar de Muertos en-linea
Boletin
Suscripción a Revista